Por qué llamarlo “Fake News” cuando su nombre es desinformar.

Llevamos tiempo queriendo escribir sobre este mal endémico agrandado por
los medios y canales digitales al alcance de todos.
 
Qué la mentira ha existido siempre, es una realidad, que se ha manipulado a
la opinión pública desde la antigüedad, también. La historia está llena de
ejemplos de lo que ahora se denomina “Fake News”, sólo hay que recordar lo que
pasó con el Maine, y el grupo de William Randolph Hearst hace más de 120 años.

Así se dirigía el magnate al
dibujante que mandó a la Habana
“Tú pon los dibujos, que yo pondré
la guerra”

Lo que más sorprende, es que, en la época de la hiperconectívidad , de la infoxicación
y donde comparten espacio las generaciones mejor preparadas de la historia, con
otras presumiblemente con menos preparación, pero con mucha experiencia, suceda.
¿Cómo es posible que ocurra esto? 
¿Por qué una sociedad tan preparada no
contrasta las noticias, o simplemente se las cree por conveniencia?
Foto de Unsplash

“El 60% de la población reconoce creerse noticias falsas”

“Una noticia falsa se tuitea un 70% más que una noticia de verdad”
Según la consultora Gartner en el 2022 la mitad de la información será
falsa.
“En la noticia falsa está el origen de la posverdad, es más bien el
ingrediente principal

“Hay un cambio de paradigma,
ahora cualquier persona es un medio de comunicación”
Foto propiedad de WFM Comunicación 

E
l motivo de este post, es porque hace unos días hemos podido comprobarlo
en directo, acudimos a un evento con personalidades públicas, donde se hablaba
de temas de interés general para la ciudadanía. Fue un acto breve, bien
organizado y que trató diferentes temas donde se incluyeron algunas preguntas,
qué los participantes respondieron oportunamente. Pues bien, el resultado ha
sido que lo publicado en algunas Redes sociales y por algún medio, no tenía
nada que ver con lo relatado en el evento.

Lo curioso es que el evento se grabó, había cinco cámaras, y qué si los participantes
a los que se hace alusión en algunos artículos o en redes sociales quisieran,
podrían rebatirse fácilmente.

Los intereses espurios, que hay detrás resultan bastante dañinos para la
sociedad, inventarse noticias, normalmente negativas para la persona a la que
se hace referencia, siempre tiene algo detrás.
Foto de Unsplash
En la época de la infoxicación, las noticias falsas tienen poca duración,
pero largo recorrido.
Normalmente las mentiras dicen que tiene las patitas cortas, el problema es
que la noticia en sí, llamémoslo “Fake news” tienen una corta duración la
mayoría de las veces, vivimos en la época de la inmediatez, pero la anécdota es lo que suele quedar.
El problema es que no somos sociedades acostumbradas ni a pensar ni a
comparar, ni a buscar la fuente, lo que sucede es que se comenta el “chascarrillo”.
Y esto es lo que se convierte en verdad, aunque no lo sea.

Por ejemplo, podemos hacer el ejercicio de ver las noticias de hoy e
intentar identificar cuantas falsas descubrimos.
“Mentiroso sin memoria, pierde el hilo de la
historia”
Refrán español.

Las Fake News aunque parezcan
inofensivas, habría que darles la categoría de peligro social, ¿Por qué algunos
medios de comunicación con la responsabilidad de informar, con bagaje histórico
están todo el día alimentando noticias falsas?
¿Por los anunciantes?

¿Por intereses partidistas?  además
de confundir, hacen un flaco favor a la democracia, a la libertad de expresión,
de información, de prensa…

Fake News es desinformación, propaganda permanente
en unos casos, manipulación en otros y confundir a la opinión pública para
evitar que piense.

En las últimas semanas se habla de tomar medidas contra las Fake News, pero
¿como se podrá realizar?  ¿No será poner puertas
al campo? No sería más eficaz enseñar a identificar las noticias falsas, para
que por inercia esos medios, y cuentas de redes sociales dejen de tener,
lectores, seguidores y desaparezcan. O quizás es que ¿Interesa?
Cuanto más infoxicación, menos capacidad de diferenciar “La paja del
trigo” y eso puede ser conveniente en según qué casos.

Cuando una sociedad está más preparada, es cuando además de su conocimiento, su capacidad crítica y de análisis son útiles.

Artículos “Guía del CNI contra las Fake News”
Público
El Español

#elcanaldelacomunicacion

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar